Noticias

Minagricultura y UPRA socializan el Plan de Ordenamiento de la Producción del Arroz

Minagricultura y UPRA socializan el Plan de Ordenamiento de la Producción del Arroz

Bogotá, 20 de marzo de 2019. (@UPRAColombia, @MinAgricultura). El arroz es una de las 10 cadenas priorizadas en el sector agrícola, con una meta de siembra para el 2019 estipulada en 478.000 hectáreas en el país. Así lo establece el Plan de Ordenamiento de la Producción, presentado por el Ministerio de Agricultura y Desarrollo Rural (MADR), con el apoyo de la Unidad de Planificación Rural y Agropecuaria (UPRA).

El Plan, aprobado en el Consejo Nacional del Arroz, se socializó en una gira liderada por el ministro Andrés Valencia Pinzón. El propósito es que el sector arrocero avance en competitividad y logré un mejor aprovechamiento del mercado interno y externo, lo que se verá reflejado en el aumento del rendimiento por hectárea y en condiciones más favorables de comercialización. Con ello, además, se reducirán los costos de producción, la volatilidad de los precios y la concentración estacional del cultivo.

De acuerdo con la clasificación del MADR, Tolima, Meta, Casanare, Córdoba y Cesar son los departamentos líderes en la siembra del cereal. La medición es realizada por la UPRA mediante el índice de desempeño productivo municipal, que da al territorio valores de 0 a 1 (donde 1 representa mayor desempeño productivo) y analiza tres conceptos base: la alta aptitud del municipio, la participación de la cadena en la producción nacional y el rendimiento promedio en el país.

Felipe Fonseca Fino, director general de la UPRA, afirmó: «El objetivo es ordenar la producción agropecuaria para una mayor rentabilidad, fomentar la articulación de los pequeños y medianos productores con la agroindustria e impulsar la investigación, el desarrollo tecnológico y la innovación. Para los productores habrá incentivos a la medida de sus necesidades».

Para la UPRA, es fundamental aportar la experticia técnica en la generación de información confiable de las áreas identificadas para el desarrollo de la cadena, datos que servirán como insumo para la planificación rural agropecuaria del país.